Seguidores

lunes, 10 de julio de 2017

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis

Roquero rojo (Monticola saxatilis) Ave típica de montaña, donde aparece en la época estival. Habita en parajes donde se alternan zonas de roquedos con otras de matorral y pastizales. El macho resulta inconfundible, con un bello diseño cromático, mientras que la hembra muestra una tonalidad más parda y discreta. A pesar de estar presente en gran parte de nuestros macizos montañosos, es una especie poco abundante. Descripción y Clasificación Orden Passeriformes; familia Turdidae Longitud 18,5 cm. Envergadura 33-37 cm. Identificación El macho exhibe un plumaje singular e inconfundible. Su cabeza y espalda lucen un color azul grisáceo, que contrasta notablemente con el naranja que cubre el pecho, el vientre y las infracobertoras caudales. Muestra una amplia mancha blanca en la parte posterior de la espalda, posee alas oscuras y tiene la cola anaranjada —como el pecho—, con una banda central parda. Las hembras presentan la cola teñida de manera similar a los machos, pero su cuerpo es pardo, con las plumas terminadas en una banda clara que les otorga un aspecto vermiculado. Los jóvenes volantones resultan muy similares a las hembras. Canto El macho canta posado y en vuelo. Con frecuencia inicia su melodía en vuelo lento y ascendente. La intensidad del canto culmina en la parte más alta de su recorrido, donde puede mantenerse unos instantes. Después cesa de cantar y se deja caer bruscamente, con las alas y la cola desplegadas. Tras este despliegue no aterriza, sino que reinicia el proceso, alcanzando menor altura. Posteriormente se posa y continúa con su canto. Emite diferentes gorjeos y notas, algunas de las cuales recuerdan a las del roquero solitario o a las de los pinzones vulgares y otros fringílidos. La alarma del roquero rojo consiste en un corto y agudo buii, similar a los reclamos del roquero solitario. Las llamadas son agudos piídos, cortos y fuertes: uiit-uiit-uiit…, buit-buit.

1 comentario:

Julio Martin dijo...

Muy buena serie del roquero en su ambiente natural